Amazon ha invertido más de 150 millones de euros en medidas preventivas para el COVID-19 en todos sus centros en España desde marzo de 2020. Desde la declaración oficial de la pandemia por parte de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el inicio del estado de alarma en España, la compañía ha actualizado más de 150 procesos, incorporando cambios significativos para garantizar la salud y la seguridad de todos los empleados. La inversión asciende a más de 1.200 millones de dólares en todo el mundo e incluye medidas como controles de temperatura, campañas de vacunación en los centros y ampliación de las opciones de pago y beneficios para los empleados.

Berta Puig Domenjo, formadora en el centro logístico de Castellbisbal (Barcelona), dice: "Desde el primer momento, se aplicaron medidas de seguridad muy estrictas que todos debíamos cumplir. Gracias a estas medidas, hemos podido trabajar sintiéndonos muy seguros. Era más peligroso salir a hacer la comprar que estar en un centro de Amazon”.

La seguridad es parte estructural de cada idea o acción de la empresa, y está presente cada día, en cada una de las operaciones, y en todos los países. Nuestras instalaciones están diseñadas para ser lugares de trabajo seguros que permitan a nuestros empleados mejorar de forma constante, e innovamos e invertimos para reforzar continuamente la seguridad en nuestras operaciones.

En la entrada de un centro logístico de Amazon aparece dos Safety Guardian de espaldas. Son dos mujeres de espaldas, con botas de seguridad, pantalones deportivos grises, camiseta de manga larga y un chaleco verde con las letras blancas Safety Guardian MAD7.
Amazon ha creado nuevos roles para reforzar la seguridad en sus centros frente al COVID-19.
Dentro de un centro logístico, en primer plano hay una banderilla de cartón de color azul con este mensaje: COVID19 storage cage. Está encima de una valla de color gris. De fondo cajas de cartón y de plástico de color amarillo.
Amazon ha introducido más de 150 cambios de procesos para garantizar la seguridad de sus empleados.
En una mesa exterior de madera con la estructura metálica aparece, en primer plano, un paquete de toallitas y ina botella de gel alcohólico con aplicador. Las toallitas son de color blanco y el recipiente del gel transparente.
Amazon ha introducido más de 150 cambios de procesos para garantizar la seguridad de sus empleados.
Cantina de un centro logístco de Amazon. Hay cuatro hileras de mesas de color blnaco con sillas de colores y todos los puestos tienen una mampara con plástico transparente para mantener la distancia de seguridad.
Amazon ha introducido más de 150 cambios de procesos para garantizar la seguridad de sus empleados.

Para facilitar el cumplimiento de la distancia social, Amazon implementó importantes modificaciones en las áreas de trabajo y de descanso. Además, en muchos centros de España y del resto del mundo se pusieron en marcha medidas innovadoras para evitar las aglomeraciones en los cambios de turno, como el programa Distance Assistant. Esta solución tecnológica proporciona información a tiempo real sobre la distancia social entre las personas que se encuentran en una zona a través de un monitor, una cámara y un dispositivo informático local. El programa utiliza inteligencia artificial para identificar a las personas de ese entorno y, combinado con sensores de profundidad, calcula la distancia exacta entre los sujetos.

Las tareas de algunos equipos se reorganizaron para que se dedicaran de forma exclusiva a roles de seguridad, reorientación que ha sido clave para poder implementar los nuevos procesos con éxito. Este es el caso de los "embajadores de la distancia social", encargados de asegurarse de que todo el mundo respeta la distancia mínima requerida, y que ayudan también en la realización de los controles de temperatura.

La mejora e intensificación de los servicios de limpieza y desinfección, así como la compra de más de 39 millones de pares de guantes, 17,9 millones de mascarillas, 74 millones de toallitas y 12,7 millones de botes de gel desinfectante fueron algunas de las primeras medidas adoptadas para asegurar que los centros eran lugares de trabajo seguros. Estas medidas se suman a la rápida implementación de ayudas adicionales en salarios y beneficios para los empleados, para garantizarles un soporte financiero extra durante los meses más duros de la pandemia.

Amazon ha apostado también por la realización de pruebas de detección en los mismos centros para proteger la salud y la seguridad de los empleados, sin dejar de dar servicio a sus clientes. En este sentido, la empresa puso en marcha un programa de tests periódicos para los trabajadores en varios centros, y en coordinación con las autoridades sanitarias regionales. También en colaboración con la Administración, en algunos emplazamientos se realizaron campañas de vacunación para que los empleados pudieran recibir la dosis que les correspondía.

“Desde el primer momento, se aplicaron medidas de seguridad muy estrictas que todos debíamos cumplir. Gracias a estas medidas, hemos podido trabajar sintiéndonos muy seguros. Era más peligroso salir a hacer la comprar que estar en un centro de Amazon”
Berta Puig Domenjo
Formadora en el centro logístico de Castellbisbal (Barcelona)

La seguridad en el centro

Todas estas medidas relacionadas con COVID-19, entre otras muchas, son un ejemplo más de cómo la seguridad está integrada en todo lo que hace Amazon, con expertos en salud laboral, seguridad, higiene industrial, transporte, salud pública, tecnología, análisis de datos, ingeniería y operaciones centrados en diseñar y crear soluciones de seguridad innovadoras. En todo el mundo, el equipo de seguridad ha pasado de 2.400 empleados a 8.000 en los últimos cuatro años, dedicándose a la ciencia de la seguridad para resolver problemas complejos y establecer nuevas prácticas recomendadas en el sector.

Los Principios de Liderazgo globales de Amazon incluyen la ambición de convertirse en "el mejor empleador de la Tierra". Es una ambición que nos tomamos muy en serio, y es parte de cada aspecto de cómo apoyamos a nuestros empleados y refuerza nuestro compromiso de crear entornos de trabajo seguros para ellos. Nuestras iniciativas de formación en seguridad, entrenamiento y compromiso de los empleados son sólo algunos de los mecanismos que utilizamos para cumplir este principio de liderazgo.

En España recibimos la certificación Top Employer en 2021 y 2022 en reconocimiento a nuestro entorno de trabajo diverso e inclusivo, nuestras oportunidades de desarrollo profesional y los programas de formación que ofrecemos a los empleados. El año pasado, Amazon también fue nombrada la empresa más atractiva para trabajar en el país por el estudio Randstad y una de las mejores empresas para trabajar en España por LinkedIn.