Amazon ha anunciado su apoyo para movilizar una inversión de mil millones de dólares que se destinará a proteger las selvas tropicales del mundo. Conjuntamente con los gobiernos de Noruega, el Reino Unido y los Estados Unidos, así como otras empresas líderes, Amazon se ha comprometido por adelantado a comprar reducciones de emisiones verificadas en países comprometidos con abordar uno de los problemas más urgentes a los que se enfrenta el planeta: reducir la deforestación tropical.

Este esfuerzo es posible gracias a la Coalición LEAF (Lowering Emissions by Accelerating Forest finance). LEAF es una ambiciosa iniciativa público-privada diseñada para ayudar a proteger los bosques tropicales, en beneficio de los miles de millones de personas que dependen de ellos, así como para apoyar el desarrollo sostenible.

Amazon ha anunciado este apoyo durante la Cumbre Mundial de Líderes, como parte de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP 26). Solo seis meses después de su lanzamiento en la Cumbre de Líderes sobre el Clima, la Coalición LEAF se ha convertido ya en uno de los mayores esfuerzos público-privados de la historia destinado a proteger los bosques tropicales.

Nos alienta ver el progreso que ha hecho la Coalición LEAF hasta el momento, y vamos a seguir brindando nuestro apoyo.
Andy Jassy, CEO de Amazon

“Como cofundadores de The Climate Pledge -un compromiso de empresas y organizaciones para alcanzar los objetivos del Acuerdo de París 10 años antes- sabemos que abordar la crisis global del cambio climático requiere una combinación de grandes compromisos y acciones cotidianas”, afirma Andy Jassy, ​​CEO de Amazon. “Las emisiones provocadas por la deforestación y degradación tropical representan más del 10% de las emisiones netas de gases de efecto invernadero causadas por el ser humano. Estoy orgulloso del trabajo que ha realizado Amazon durante los últimos seis meses junto a los gobiernos de Noruega, el Reino Unido y los Estados Unidos, y un número cada vez mayor de otras empresas líderes, para encabezar esta importante iniciativa y movilizar mil millones de dólares para luchar contra la deforestación tropical. Juntos, podemos trabajar para crear un planeta más hermoso y habitable. Nos alienta el impresionante progreso de la coalición hasta el momento, y esperamos poder seguir brindando nuestro apoyo".

La Coalición LEAF también ha anunciado que Costa Rica, Ecuador, Ghana, Nepal y Vietnam firmarán las primeras cartas de intención para suministrar compras de reducción de emisiones a los miembros gubernamentales y corporativos de la Coalición LEAF. Hasta la fecha, 23 jurisdicciones (incluyendo países, estados y provincias) han presentado sus propuestas a la Coalición. Estas propuestas equivalen, en su conjunto, a varias veces la meta inicial de LEAF de 100 millones de toneladas de reducción de emisiones, el equivalente a eliminar 22 millones de automóviles de las carreteras durante un año.

¿Cómo funciona LEAF?

La Coalición LEAF se centra en tres áreas para ayudar a reducir las emisiones netas de carbono y proteger las selvas tropicales. En primer lugar, ayuda a los compradores de créditos de reducción de emisiones (entre los que se incluyen empresas como Amazon y los gobiernos de Noruega, el Reino Unido y los EE. UU.) a comprometerse por adelantado a comprar reducciones de emisiones verificadas y movilizar fondos.

En segundo lugar, la Coalición ayuda a los gobiernos de las regiones boscosas tropicales a reducir las emisiones en sus jurisdicciones, adhiriéndose a un riguroso estándar de acreditación de carbono, que incluye medidas de protección para las poblaciones indígenas y las comunidades locales. Por último, los pagos se realizan tras la entrega de créditos verificados, también conocidos como pagos basados ​​en resultados.

Para saber más, visita leafcoalition.org.