“Escribo historias tristes sobre familias con experiencias dramáticas”, afirma Paul Pen. Y es que, aunque sus novelas tengan mucho de thriller, él asegura que solo es el envoltorio para que sus dramas resulten entretenidos. “Me encanta retratar las relaciones humanas y no hay nada tan básico como las relaciones familiares”.

Su carrera como escritor empezó según él cuando consiguió publicar su primera novela, El aviso (2011): “A pesar de que la acabé a los 29 años, hasta los 31 no se publicó. Yo pensaba: ahora o nunca”. En sus inicios asegura que perdió la esperanza, pero sus cuatro novelas en diez años no hacen más que consolidarlo como escritor y guionista a tiempo completo: “Desde hace tres años solo me dedico a la escritura”.

Entre libros y guiones

“Soy del 79 y crecí leyendo y viendo series de televisión”, asegura que por esto tiene una forma de escribir visual y muy cinematográfica. Después de estudiar Comunicación Audiovisual empezó a trabajar como guionista, profesión que sigue ejerciendo con éxito. El aviso se convirtió en película de la mano del director Daniel Calparsoro. Su segunda y tercera novela, El brillo de las luciérnagas (2013) y La casa entre los cactus (2017), también se están adaptando al cine, y esta última con guion del propio autor.

Asegura que el éxito para poder llegar a todo es la disciplina: “Tengo mucha suerte de trabajar en algo que me apasiona así que mi rutina es escribir a diario con unos horarios fijos porque no creo en momentos de inspiración”. Afirma también que para poder mantener la libertad que ahora tiene debe publicar una novela cada dos años.

El éxito americano

“En España tengo una carrera más visible y en EE. UU. mis novelas son un éxito comercial, es donde más vendo. Amazon me ha aportado un modo de vida”, cuenta Paul. En 2015 empezó su relación con Amazon Crossing, la editorial especializada en traducciones que ha publicado en inglés y alemán sus dos últimas novelas: El brillo de las luciérnagas/The Light of the Fireflies y La casa entre los cactus/Desert Flowers. A lo largo de estos cuatro años ha vendido más de 170.000 ejemplares en papel, digital y audiolibro. Su última novela, Un matrimonio perfecto (2019) se publicará en inglés y alemán en otoño con el título Under the Water.

“Mi relación con los lectores es espectacular. Es un lujo poder tener 3.000 reseñas de tu libro”, afirma Paul. “Cuando recibo críticas que van más allá del suspense y que me dicen que han sufrido con los personajes, me encanta”.

Un futuro en la carretera

De padre holandés y madre mexicana, Paul decidió que el apellido paterno era demasiado largo y se quedó solo con la sílaba pen. To pen significa escribir en inglés y, además, es una sílaba de la palabra suspense.

“Tengo suerte de tener un trabajo que puedo hacer en cualquier parte. Nada me ata a estar en España. ¿Qué hago aquí? El mundo es muy grande para estar toda la vida en una misma ciudad”.
Si bien sus dramas acaban desarrollándose en localizaciones claustrofóbicas, casi siempre ubica sus novelas en paisajes que ha visitado. Así pues, Paul tiene claro que pronto cambiará el mar de Alicante por una autocaravana para recorrer EE. UU.

De padre holandés y madre mexicana, Paul decidió que el apellido paterno era demasiado largo y se quedó solo con la sílaba pen. To pen significa escribir en inglés y, además, es una sílaba de la palabra suspense. Con un bolígrafo que tiene su nombre grabado, Paul lo abre mirando fíjamente a la cámara.
De padre holandés y madre mexicana, Paul decidió que el apellido paterno era demasiado largo y se quedó solo con la sílaba pen.